Ens trobem a:

Covestro y Air Fom desarrollan neumáticos de bicicleta sin aire, más ligeros y reciclables

Fotografia
Fotografia

La bicicleta es, sin duda, uno de los medios de transporte favoritos por los españoles ya que permite hacer ejercicio al aire libre y desplazarse por la ciudad sin contaminar. Sin embargo, es muy frecuente tropezar con piedras, trozos de vidrio, clavos y otros objetos afilados que pueden dañar los neumáticos. En este sentido, la compañía taiwanesa Air Fom ofrece una solución patentada para neumáticos sin aire que mejora y supera los defectos de los productos anteriores, basada en poliuretano termoplástico (TPU) de Covestro.

Los neumáticos de goma sólida llevan mucho tiempo en el mercado, pero al igual que otros productos, tienen sus defectos: no producen la sensación de conducción ligera ya que a menudo, son muy pesados y  tienen un coste elevado.

Asimismo, tampoco cubren las necesidades de las bicicletas de hoy en día, ya que éstas cuentan a menudo con superestructuras altamente complejas, como es el caso de las bicicletas eléctricas o las deportivas, con transmisiones de varias velocidades. Por lo tanto, su montaje requiere tiempo y cierta habilidad, lo que supone una carga para las empresas de alquiler de bicicletas. Además, los plásticos que se han utilizado hasta ahora no suelen ser reciclables y, por tanto, no representan una solución sostenible y permanente. 

Ligero, elástico, sin mantenimiento y reciclable

Air Fom, compañía con sede en Taiwán y especializada en ingeniería de bicicletas, ciencia de materiales, diseño y fabricación de productos, ha empezado a utilizar una tecnología propia combinada con el material TPU de Covestro para ofrecer un nuevo tipo de neumáticos que responden a las necesidades actuales de las bicicletas y, además, protegen el medioambiente. Con la ayuda del fundido de espuma de partículas, el TPU expandido se moldea en la forma especificada y exhibe con precisión las propiedades deseadas en el borde. El inserto de la llanta es tan liviano y elástico como una llena de aire, se puede colocar rápida y firmemente en llantas estándar, no requiere mantenimiento y, lo más importante, es reciclable, a diferencia de los tubos de goma de butilo que se usan actualmente.

La solución material también puede beneficiar a las empresas de alquiler de bicicletas, para quienes es importante una disponibilidad operativa constante de sus vehículos. La independiente ACT Lab LLC confirmó que el producto cumple con los últimos requisitos de seguridad para su uso en bicicletas. Por su desarrollo innovador, Air Fom recibió recientemente la Medalla de Oro del prestigioso Premio Edison en la categoría Transporte / Movilidad personal